Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2013
Tengo la cabeza llena de palabras, los ojos llenos de fotografías, la memoria llena de recuerdos y los labios llenos de sonrisas. La música retumba en mis oídos y vivo tatareándote la canción de mi corazón. 
Me muevo. Me muevo hacia delante después de demasiados meses de tener miedo a moverme.  Me muevo porque tengo gente maravillosa a mi alrededor que con paciencia y amor me da un empujoncito cuando lo necesito. 
Toca recomponerse y seguir viviendo. Siempre seguir. 



de rAnita nOe

fuerza

Hay tragedias que no podemos entender. Hay circunstancias inesperadas que nos tumban, que nos dan un vuelco a la vida y no sabemos por qué. Por qué nosotros.

Yo no puedo entender por qué de repente tu pequeño corazón dejó de latir, cuando todos te estábamos esperando, con tantas ganas de conocerte.

Hoy somos una familia rota, el dolor es abrumador a pesar de la entereza y la fuerza de tus padres.
Hoy lloramos porque Daniel no va a despertarlos con sus llantos, no se raspará las rodillas, ni esperará la llegada del ratoncito Pérez cuando se le caiga un diente.

Hoy no podemos entender porque a pocos días de nacer, Daniel, dejó de vivir.

Y es con lágrimas en los ojos que pedimos hoy, y más que nunca, el cumplimiento de las promesas de Dios, porque a pesar del dolor sabemos que nuestro Dios vive, nuestro Dios salva.

Y un día veremos a Daniel en el reino de los cielos.

"No tengas miedo, porque he pagado tu rescate;
te he llamado por nombre; eres mío.
Cuando pases por aguas profundas,
yo …

Las cosas que no te digo.

Hay cosas que yo sé, cosas que no te digo. Porque no es el momento de que las sepas. ni es el momento de que yo las diga.
Adelantarse al tiempo no nos haría ganar nada.
Y la paciencia nunca ha sido una de mis mejores aliadas, pero por el momento nos entendemos. O dejo que ella piense que la entiendo.

Se me hacen enormes como montañas los días, largos como el desierto y me sobran los minutos para decirte todas las cosas que quisiera decirte. Las cosas que yo ya sé, pero que no es el momento de que las sepas.
Esas.

Y vuelvo a sentir las palabras haciéndome cosquillas en el paladar, tratando de llegar a los labios, de salir de la cárcel de mi cabeza. Hasta ahora la única manera que encuentran es en sueños.

Porque todavía no es el momento de que las sepas, y sobre todo porque no estoy tan segura de estar preparada para decirlas.

de rAnita nOe
"I keep thinking you already know. I keep thinking I’ve sent you letters that were only ever written in my mind".

Me enfrento otra vez a mi misma. 
Escondo de mi lo que haría demasiado evidente mis pensamientos. Hay veces en los que no es tan bueno ser transparente y clara. Te expone demasiado. 

Y toca esperar, pero espero. 

de rAnita nOe
Escribo desde un rincón de mi mente donde estoy acurrucada viendo las cosas suceder, me da la sensación de que si me muevo todo podría desvanecerse.

Y sin embargo puedo sentir el calor de la hoguera, recordándome que las cosas buenas también pasan. Y que pasan cuando menos te lo esperas.

Asusta tener una oportunidad delante cuando no te quieres equivocar.

De rAnita nOe